0 COMENTARIOS

Carlos G. Tardón, experto en gamificación

Cómo elegir el videojuego más adecuado para tus hijos

Estas son, quizá, las fechas en las que más regalos se hacen del año. Siempre se dijo que los protagonistas son los niños, pero lo cierto es que ya sea por Papá Noël o por Reyes, raro es quien no recibe o hace algún obsequio. Junto con los perfumes (a juzgar por el bombardeo televisivo), los videojuegos son uno de los regalos estrella de las navidades. Hay juegos para todas las edades y de todos los tipos, pero a veces nos dejamos llevar más por las peticiones de los niños que por lo que realmente les conviene según la edad.

Tras los videjuegos hay mucha leyenda negra, pero también una realidad sobre lo adecuado de algunos contenidos para ciertas edades. Sobre este tema hablamos hace unos años con Carlos González Tardón, un doctor en Psicología especializado en el impacto social de los videojuegos y la gamificación. González Tardón imparte talleres, seminarios y cursos sobre el uso de los videojuegos, especialmente para concienciar a los jóvenes y sus familias sobre la mejor forma de usar y disfrutar de los juegos. Recientemente ha dado un taller familiar en el Centre Cultural Blanquerna de Madrid sobre “¿Cómo elegir un videojuego para estas navidades?”, donde habló sobre las distintas plataformas, códigos, edades recomendadas y herramientas para acertar en la elección; justamente sobre este tema hemos querido volver a hablar con él.
TNL: ¿Tienes datos que cuántos videojuegos se venden en España en estas fechas?
Pues no, hace unos años sí que teníamos datos, pero ahora con las descargas digitales es muy difícil calcular. Se supone que están sobre el 25% de los regalos son videojuegos, pero también son datos antiguos.

TNL: Sobre el taller que has impartido sobre “elegir un videojuego”, ¿qué juegos son los que mejor se asocian a cada edad?
Los puramente reactivos y en tablet para los menores de 3 años. Empezamos con los runner y algo de plataformas hasta los 5 y, a partir de esa edad, ya entran casi todos los demás de forma gradual. En la adolescencia empieza el interés masivo por los videojuegos más complejos y de contenido adulto.
Cuando ya son jóvenes adultos es el cenit medio de uso de videojuegos, tanto de compra como de tipologías y cantidades.

En la edad media del adulto normalmente vuelve a retrotraerse a juegos más sencillos y portátiles, ya que con los hijos y el trabajo suele ser difícil poderle dedicar muchas horas a ninguno. A la gente más mayor les gustan los juegos más comunitarios, sobre todo si involucran a sus niet@s. Un poco todas las edades tienen sus juegos pero lógicamente hay casos de todos tipos.

TNL: ¿Es fiable fijarse en la etiqueta PEGI?
El código PEGI es de autorregulación de la industria y hay que tomarlo como tal. Creo que no se puede uno fiar sólo de PEGI, hay que siempre buscar más información, ya que puede cometer errores, además de ser una señal de alerta de contenido comprometido, no de edad en la que se va a disfrutar o entender mejor el videojuego.

TNL: ¿Cuál sería la edad más adecuada para comenzar con los videojuegos y por qué a esa edad?
A la edad en la que los padres se sientan más cómodos integrándolos o que el menor tenga un grupo de iguales que ya estén jugando todos. Lo único es que para menores de 3 años no deben jugar más de una hora al día con sesiones de no más de media hora para cuidar su vista.

TNL: Cinco consejos para elegir bien un videojuego para la familia o los niños.
1) Conocer las plataformas y consolas que tiene el menor.
2) Conocer los gustos de la persona a la que se le va a regalar el juego.
3) Ver mucha información para ver si es una buena o mala elección.
4) Crear un grupo de Whatsapp para saber qué juegos van a tener el círculo más cercano al menor, de esa forma se podrán cambiar los juegos.
5) Sentido común, asegurarse de que el videojuego es idóneo por contenido y diversión para la persona a la que se regala.

TNL: Puede ser frecuente que el una casa los hermanos mayores o padres tengan unos juegos y los más pequeños otros. Posiblemente los más pequeños verán a los mayores jugando con esos juegos y querrán hacerlo también, ¿cuándo puede ser equivocado dejarles jugar y cuándo no? ¿podemos hacer algo para que eso no genere conflicto?
Mientras que haya un adulto jugando con ellos y se tenga claro que son suficientemente maduros para entender el mensaje y la irrealidad de los videojuegos, en teoría los menores podrían jugar a casi cualquier tipo. Eso sí, como padres tenemos que ser coherentes y saber qué contenido queremos que vea y cuál no, y si le dejamos al mayor pero al pequeño no, pues pedir al mayor que juegue a horas que no esté el pequeño o en lugares en los que no esté, pero no es distinto a las películas. De nuevo, sentido común.

TNL: ¿Algunas precauciones que haya que tener con los juegos comerciales (argumentos, violencia, malas conductas)?
Dependen de la madurez del menor y de los valores familiares, como con cualquier otro medio. Un buen truco para la gente que no sabe de videojuegos es que mire la carátula y algún gameplay, vídeos en los que se ve a gente jugando a los videojuegos, y que decida: Si fuera una película, ¿dejaría o no verla a su hij@?

TNL: ¿Cómo influirán en los niños y cómo es recomendable explicárselos para que tengan un buen acercamiento a los juegos?
Toda actividad interactiva cambia a las personas, y los niños son especialmente esponjosos respecto a lo que les gusta. Lo primero es que hay que trabajar el sentido crítico de realidad/irrealidad, para que entiendan qué es verdad y no en el juego, por el riesgo de generalizar aprendizajes no aceptables para los valores sociales y familiares. Lo segundo muy importante es la generación de corresponsabilidad padres-hijos respecto al volumen de horas de juego.

TNL: ¿Cuántas horas de juego como máximo al día y según qué edades?
Yo no creo en fijar horas sino en fijar porcentajes, eso hace más flexibles las reglas a periodos de más o menos carga de deberes, vacaciones, etc. Creo que ninguna actividad de ocio debe sobrepasar las horas de tiempo libre y que tampoco debe llenar las horas libres sólo con una actividad. Lo más recomendable es que tenga al menos 3 posibilidades y que al menos una sea sin pantalla. Resumiendo, que no use los videojuegos más del 33% del tiempo libre de ningún menor, pero tampoco de ningún adulto, que son los que tienen que dar ejemplo.

TNL: ¿Qué hacer si los niños están muy enganchados?
Pues regularles, primero que no jueguen hasta que no hayan acabado todas sus tareas, al revés es una bronca segura. Segundo, debe ser el acuerdo de cupos de tiempo aceptados y aceptables por todos, y en el caso de incumplimiento sanciones de no acceso.

TNL: La exposición a las pantallas (no necesariamente a los juegos) de ordenador o móvil, ¿afecta los ciclos de sueño y descanso? ¿A qué horas de la tarde noche es conveniente dejar de jugar?
Sí, a todo el mundo les afecta. Antes de dormir no es bueno que nos dé ningún tipo de luz brillante directamente en los ojos, por eso es mejor la lectura en papel o en tinta digital que pantallas, porque la luz viene reflejada. Por lo menos 30 minutos antes es mejor parar de hacer actividades intensas (incluso deporte) para poder descansar mejor.

TNL: ¿Hay alguna recomendación acerca del soporte del juego (ordenador, tablet, móvil) según las edades?
Realmente lo importante en edades tempranas es la distancia focal y el tiempo. Sí que es bueno que los niños más pequeños no se acerquen demasiado las pantallas, pero también es cierto que lo reactivo necesita la pantalla cerca.

No comments yet.

Deja un comentario