" />
ZOOM
GALERÍA
0 COMENTARIOS

Los "padres del teléfono" extienden los límites de lo posible con cables de cobre estándares

Bell Labs alcanza 10 Gbps en cables telefónicos

La tecnología empleada se conoce como XG-FAST y es una extensión de la tecnología G.fast que se está desarrollando actualmente. Se espera que esté comercialmente disponible en 2015 y alcanzará hasta 500 Mbps de velocidad en líneas de 100 m de longitud. En este ensayo realizado por Bell Labs se aumentó la frecuencia empleada para obtener velocidades superiores pero, eso sí, a costa de la distancia alcanzable. Empleando un único par de cobre han conseguido alcanzar 1 Gbps de bajada y 1 Gbps de subida a una distancia de 70 metros y, empleando dos pares de hilos de cobre pudieron conseguir la espectacular velocidad de 10 Gbps a una distancia de 30 metros. En la información proporcionada indican que el cable de cobre era completamente estándar tal y como se lo proporcionó un operador europeo.

La meta que persiguen los Bell Labs es solucionar los engorrosos últimos metros de conexión de banda ancha residencial. Casi cualquier vivienda dispone de al menos una línea telefónica convencional adecuadamente canalizada y funcional. Instalar una conexión de fibra óptica implica acceder hasta el interior de la vivienda cuando sus habitantes estén en ella y llevar un cableado nuevo hasta el punto de conexión, lo que no siempre es fácil en viviendas en altura o de cierta antigüedad. La posibilidad de llevar la fibra óptica sólo hasta un cajetín de conexión y, desde allí, aprovechar el cableado telefónico es muy potente y económicamente interesante.

Este avance de los Bell Labs tardará en llegar a la realidad que vemos todos pero es un paso muy importante en la dirección adecuada para extender y abaratar la conectividad a redes de altísima velocidad.

Imagen de apertura: Giovanni Dall’Orto

No comments yet.

Deja un comentario