" />
Conejo blanco
ZOOM
GALERÍA
0 COMENTARIOS

Se han detectado problemas en el sistema térmico del robot Yutu

El conejo de la Luna ¿ha muerto?

De poco le ha servido a los chinos poner nombres de antiguos dioses a su sonda Chang’e 3 (la diosa de la luna) y al robot Yutu (el conejo de la luna según la mitología china, entre otras). Después de que los dos proyectos Chang’e anteriores les permitieran poner a prueba la consistencia de sus equipos, ha sido una cuestión de resistencia lo que ha acabado (según parece) con la vida (mecánica vida) de Yutu y, por tanto, de la misión.

Las informaciones que ha dado el Gobierno chino no han sido muy extensas. Sólo que el control mecánico del robot falló después de haber pasado unos días detectando ciertas anomalías en el «comportamiento» de Yutu. Parece que por problemas relacionados con el sistema de protección térmica de Yutu. La importancia vital de este sistema radica en que las temperaturas en el satélite de la Tierra son realmente extremas, llegando a alcanzar de día los 123 grados centígrados y, de noche, los -173.

El mecanismo de Yutu debía desplegar sus paneles solares durante la fase de día (que dura unos 14 días terrestres) para captar energía y, antes de que llegara la noche (otros 14 días), cuando no iba a tener suministro de energía, replegar los instrumentos más delicados para protegerlos del frío extremo. Hace unos días, cuando se preparaba para pasar su segunda noche, comenzaron a detectar que también Chang’e 3 se «dormía» antes de lo previsto y, hace un mes, según ha señalado Administración Estatal de Ciencia, Tecnología e Industria para la Defensa Nacional, al pasar la primera noche de la misión, tanto la sonda como el robot llegaron a permanecer dos semanas inactivos. Tras esas dos semanas de inactividad, comenzaron a recibir señales de que la sonda estaba usando el telescopio integrado para observar el cielo, y la cámara ultravioleta para la observación de la plasmaesfera de la Tierra.

El equipo chino de investigadores tenía previsto que, tras el alunizaje no tripulado de la sonda Chang’e, el robot de exploración permaneciese tres meses recorriendo una zona determinada del suelo lunar para tomar fotos panorámicas en alta resolución, además de ir equipado con aparato de rayos X de partículas y cámara de infrarrojos. Sin embargo no ha durado más de un mes y medio. En ese tiempo ha podido enviar a la Tierra imágenes y datos, pero no completar el resto de su misión. A pesar de eso, China ha anunciado que tratarán de organizar la reparación del vehículo, aunque según medios oficiales chinos, el conejo de jade de la Luna, se ha sumergido en ese sueño del que uno ya no se despierta más.

 

No comments yet.

Deja un comentario