" />
ZOOM
GALERÍA
0 COMENTARIOS

Apple patenta un autocorrector mejorado para evitar errores al escribir en el smartphone

¡Maldito autocorrector!

La presencia de un corrector automático en dispositivos móviles nos ha ahorrado a muchos más de un error ortográfico de los gordos cuando escribimos mensajes. Pero en muchas ocasiones, más que una ayuda es un fastidio, porque cuando menos te lo esperas, decide que no reconoce una palabra que has escrito, bien o mal, y la cambia por la que le da la gana. Muchas veces esto no tiene mayor importancia, pero otras, los cambios pueden dar lugar a situaciones tan estrambóticas como hilarantes, que proporcionan un buen rato al que recibe el mensaje, pero que hacen que su emisor pase mucha vergüenza Y es que ¿quién no se ha acordado en alguna ocasión de la madre del inventor del autocorrector de su teléfono móvil? Es algo tan frecuente, que incluso hay webs, como Damn You Autocorrect, dedicadas a recopilar situaciones descacharrantes y divertidas fruto de las aviesas artes del corrector automático del móvil.

Por suerte, Apple está decidida a terminar con estos embrollos, y ha ideado y solicitado la patente de un sistema de autocorrección mejorado, con el que se podrán corregir las palabras mal escritas antes de enviarlas, y después de pulsar el botón dispuesto para publicarlas. Antes de que el emisor del mensaje en cuestión pueda verlo, pasará a una bandeja en la que se podrán ver las palabras cambiadas y mal escritas y hacer las modificaciones necesarias. Una vez terminada la edición, se puede transmitir el mensaje al receptor. De esta forma, el usuario cuenta con dos oportunidades para rectificar errores, en lugar de una como hasta ahora.

El sistema de doble corrección podrá activarse o desactivarse a voluntad, y la segunda edición sólo estará disponible durante un periodo reducido de tiempo, con el objeto de no interrumpir el flujo normal de mensajes. Por tanto, aparecería un contador al lado del texto a revisar, que indicaría el tiempo que le queda al que lo está editando para hacer cambios. Junto al contador aparecerían otros botones: Corregir errores, Ignorar, Rechazar y Aceptar. Al pulsar el primero, aparecen sugerencias para cambiar rápidamente las palabras del mensaje que no sean correctas. Además, el nuevo autocorrector permite crear colas de mensajes. Esto es, escribir varias frases enviándolas a una cola de revisión una a una. Al terminar todo el mensaje, se pueden revisar, corregir y, con un solo click, hacer que se envíen una por una.

Otro de los problemas que suele plantear el autocorrector es su imposibilidad de darse cuenta de si escribes en otro idioma que no sea el que el dispositivo tiene configurado por defecto. Consecuencia: mayores probabilidades de sufrir un ataque del corrector, porque no identificará la mayoría de las palabras y escribirá en su lugar las que le de la gana. La única solución es cambiar a mano el idioma del teclado, un auténtico engorro si sólo hay que escribir un par de frases en otra lengua. Por eso, muchos no lo hacemos. Y si no se tiene cuidado, el mensaje resultante no es comprensible en ninguna lengua. Pues bien, Apple también ha dado con la clave para solucionarlo: un sistema de identificación automática del idioma, basado en el contexto, que haría que el sistema cambiase el teclado y el diccionario que utiliza el corrector automático sin necesidad de intervención por parte del usuario. Como es lógico, también ha pedido su patente.

Ambos sistemas son válidos tanto para iOS como para Mac OS X, así que los usuarios de Android tendrán que esperar a que alguien les de una solución para dejar de soportar los caprichos del corrector de su móvil.

Foto apertura: mrtopp

No comments yet.

Deja un comentario