" />
Cara digital
ZOOM
GALERÍA
0 COMENTARIOS

Cuanto más estándar, típico y común sea un rostro, tanto más confiable será

Ni feas ni guapas: nos fiamos más de las caras “normalitas”

¿Qué es eso de tener “cara de buena persona”, como decían las abuelas? Una de esas caras de las que se fía la gente nada más verlas. ¿Qué puede esconderse detrás de unos rasgos que expresan la más profunda y absoluta… normalidad? Así es que en un mundo cada vez más obsesionado con la diferenciación, resulta que lo mainstream es lo que vale. Tanto es así que ya se ha demostrado matemáticamente que cuanto más se esfuerzan los hipsters en diferenciarse, más se parecen entre ellos. Y puede que ahí radique el secreto de la confianza en los extraños, en que no sean rarunos. Cuanto más estándar, típico y común sea un rostro, tanto más confiable será.

La razón de esto parece estar en que las caras que se acoplan a la media tienden a resultar más familiares, más cercanas a nosotros y nuestra cultura. Según investigadores de las universidades de Princeton y Radboud Nijmegen en los Países Bajos, las caras “típicas” influyen en la percepción social de la honradez de las personas, un prejuicio que nos acompaña tanto al visitar otros países como al juzgar a los extranjeros que vienen al nuestro.

Los científicos crearon digitalmente una cara típica compuesta por los rasgos de 92 rostros femeninos comunes, además de otros 12 rostros más atractivos. El total lo montaron como una serie en forma de U donde los extremos estaban ocupados por los rostros más y menos atractivos, y hacia el centro los más comunes, siendo la del centro la más típica de todas. Luego mostraron las imágenes a un grupo de mujeres, pidiéndoles que las valoraran en una escala de 9 puntos, señalando cuáles les parecían más honradas y cuáles más atractivas. Los resultados mostraron cómo los rostros más cercanos al centro de la U eran valorados como los más dignos de confianza. Sin embargo, la percepción del atractivo no tuvo relación con la de la confianza. Una razón más para defender lo mainstream, pero también para hacérnoslo mirar, porque básicamente nos fiamos de lo que nos parece más conocido, sólo porque seguimos pensando, por mucho que queramos negarlo, que lo diferente es malo.

Imagen: Benutzer: Scoob

No comments yet.

Deja un comentario