" />
ZOOM
GALERÍA
0 COMENTARIOS

Entre otras novedades, con esta tecnología se sustituye el grafito que cubre las baterías por el grafeno

Samsung trabaja en baterías que doblan en capacidad a las actuales

Por mucho que los componentes de los móviles avancen, la autonomía de sus baterías sigue siendo su gran talón de Aquiles. Aunque muchos usuarios desearían que su duración aumentase a la misma velocidad que lo hace el número de núcleos de su procesador, la realidad es bien distinta. Muy pocos terminales consiguen superar el día de autonomía, y eso sin utilizarlo demasiado rato, que como un usuario tenga que estar dos o tres horas trabajando con su smartphone o tablet y tenga que utilizar una app que consuma muchos recursos, adiós a la batería en menos que canta un gallo. Y es que desarrollar una batería lo suficientemente potente para poder estar un día entero sin tener que recargarla es más complejo de lo que parece, lo que motiva a muchos fabricantes para invertir esfuerzo y dinero en investigación y desarrollo para mejorarlas. Así lo han hecho Google y Swatch y, más recientemente, Samsung, cuyos laboratorios acaban de desarrollar una tecnología que amplía la duración de las baterías de manera significativa (casi hasta el doble de las convencionales) sin tener que crear para ello unidades más grandes.

Para desarrollar estas baterías han utilizado un compuesto de silicio, lo que hace que puedan recibir más carga sin necesidad de ocupar más espacio, pero también hace que sufran más y puedan averiarse antes que las convencionales. Por eso, se ha recubierto cada unidad de varias capas de grafeno, lo que mejora su densidad y duración, y amortigua y reduce su sufrimiento, alargando su vida útil. Hasta ahora, los técnicos encargados de las investigaciones han logrado desarrollar baterías experimentales utilizando esta nueva técnica con un grado de densidad entre 1,5 y 1,8 veces superior al de una batería convencional. Como consecuencia, con este tipo de baterías se puede conseguir una autonomía que casi dobla a las actuales.

El descubrimiento de esta nueva tecnología es sin duda una buena noticia para usuarios de smartphones y tablets, así como de otros dispositivos que requieran el uso de baterías, como coches eléctricos. No obstante, dado que es algo experimental, es posible que aún se tarden algunos años en integrar en ellos baterías que la utilicen. Por el momento, Samsung está trabajando para conseguir patentar esta tecnología de desarrollo de baterías en varios países, entre los que están Europa y Estados Unidos, para lo que las unidades de prueba y experimentales de estas baterías deben superar unas exhaustivas pruebas y medidas de seguridad.

Foto: Tomwsulcer

No comments yet.

Deja un comentario