" />
ZOOM
GALERÍA
0 COMENTARIOS

El sistema será capaz de identificar los caracteres escritos en la zona de proyección por escritura natural

Información en el dorso de la mano

Hubo un tiempo en que la informática estaba en la palma de la mano. Primero fue a través de los denominados sistemas del fabricante Palm, con la marca Palm Pilot, y luego toda una generación de sistemas bajo las etiquetas PDA, Personal Digital Assistant, y Hand-Held, es decir ordenador en la mano. Que dieron lugar a los terminales móviles y, posteriormente a los teléfonos inteligentes. Ahora parece que Samsung le ha dado la vuelta al concepto y ha creado una patente para mostrar la información en el dorso de la mano. La idea es muy simple. Al igual que llevamos el reloj de manera que no haga falta girar la mano para obtener la información de la hora, Samsung ha ideado la forma de usar el dorso de la mano como “display virtual”.

Samsung tiene una cierta experiencia en el campo no sólo de los smartphones, sino también de los dispositivos vestibles. Su modelo Samsung Gear S2 tiene todos los elementos deseados en un compacto reloj inteligente, incluida una pequeña pantalla como sistema de visualización. Y este es el punto más débil de prácticamente todos los elementos de este tipo. Aumentar el display significa incrementar el tamaño y/o peso del dispositivo. Algo que va en contra de la propia esencia de tener un dispositivo con alta capacidad de proceso, pero tamaño compacto.

Por ello Samsung ha presentado una patente mostrada en un documento de 28 páginas, que pretende incluir en un reloj inteligente un proyector para usar el dorso de la mano como superficie de presentación. Así el reloj, podrá contar con una gran superficie de visualización, mucho mayor que el compacto tamaño de la esfera del reloj. Y no sólo eso, la superficie proyectada, también sirve como “zona táctil” de manera que si se proyecta un teclado numérico virtual se podrá usar para marcar un número de teléfono, o, incluso, como zona de reconocimiento de caracteres trazados por el usuario. Así que ni siquiera se necesita mostrar un teclado QWERTY en la pantalla, o en el dorso de la mano, sino que el sistema será capaz de identificar los caracteres escritos en la zona de proyección mediante escritura natural con un dedo (de la otra mano, claro está). La patente también describe otros posibles usos, como el empleo con gafas de realidad virtual, o la proyección sobre superficies mayor, como una puerta o una pared, dando lugar a otras utilidades más amplias.

Desde los años 90, más concretamente desde 1996, año de lanzamiento de la Palm Pilot original, la informática de bolsillo, o de mano, ha evolucionado de forma tan radical que cuesta creer que aquellos dispositivos tan “básicos” dieran lugar a los teléfonos inteligentes que llevamos actualmente con nosotros. Han transcurrido apenas 20 años y los sistemas inteligentes no sólo han multiplicado su potencia de proceso y almacenamiento, sino también su capacidad de presentación. El primitivo Palm 1000 contaba con un procesador a 16 MHz, 128 KB de memoria y tenía una pantalla monocroma de 16 tonalidades de grises, con una resolución de 160 por 160 puntos. Poco que ver un Samsung Galaxy S7, con CPU de cuádruple núcleo Qualcomm Snapdragon 820 a 2,3 GHz (más otro cuádruple núcleo para gráficos a 16 GHz,) y 32 GB de RAM junto con pantalla de 5,1 pulgadas y 2.560 x 1.440 puntos. Por su parte, el compacto Samsung Gear S2 lleva una circuitería compuesta por un procesador de Exynos 3250 dual core a 1 GHz y 512 MB de RAM mientras que la pantalla es circular de 1,2” y 360 x 360 de resolución. Todo ello en 47 gramos de peso, batería incluida.

Si el desarrollo de Samsung llega a convertirse en producto comercial, sin duda permitirá crear mayores pantallas sin que ello suponga un tamaño más grande del dispositivo. Sin duda una ingeniosa solución no sólo para la visualización, aunque sea virtual, sino también para la entrada de datos. Y la combinación de ambas técnicas supone/supondrá un gran cambio en la forma en que usamos la tecnología. Y dará mayor funcionalidad a pequeños dispositivos cuyo empleo hasta ahora estaba restringido debido a sus escasas capacidades de presentación y entrada de datos.

No comments yet.

Deja un comentario