" />
ZOOM
GALERÍA
0 COMENTARIOS

Se plantea eliminarlas de las respuestas y acabar con los hashtags

Twitter dice adiós a arrobas y almohadillas

Si algo se ha mantenido estático en Twitter desde su mismo nacimiento, es la limitación de caracteres para cada mensaje. Ni uno menos (aunque estemos en tiempos de recortes), ni uno más, pese a que esa limitación haya hecho que personas como Andrés Calamaro abandonen el servicio por pensar que no les ofrece el nivel de poder dar la brasa profundidad con el que les gusta expresarse. Otros, como Alejandro Sanz, son más de emplear servicios especialmente diseñados para publicar tweets saltándose dicha limitación, pero que en todos los casos hacen necesario recurrir a un servicio externo. No obstante, lo que sí que han hecho es buscar la manera de lograr que los 140 caracteres cundan más. Ejemplos de ello son las imágenes integradas en los tweets, que ahora ya no contean la url o las direcciones web, que se acortan de manera automática. Y los cambios no se quedan ahí y, de hecho, están a punto de llevarse por delante dos de los elementos gráficos más simbólicos del servicio: Las arrobas en las respuestas y las etiquetas (#) en los temas, lo que de facto podría significar la desaparición de los hashtags.

En palabras de Vivian Schiller, responsable de noticias de Twitter, ahora mismo están estudiando la manera de eliminar dichos elementos, considerados como “arcaicos”, ya que forman parte del servicio desde su mismo nacimiento. No obstante, su uso está tan extendido que, a los pocos minutos de saberse sobre dichos cambios, muchos usuarios ya se han mostrado en contra de los mismos, planteando que las alternativas que surjan podrían no ser igual de flexibles que el sistema actual. Sin embargo, eso no parece frenar a los responsables de la red de microbloggin ya que, según una captura de pantalla conseguida por BuzzFeed, la versión alpha del cliente de Twitter para Android ya no muestra la arroba precediendo al nombre de usuario en las respuestas, algo que todavía sigue ocurriendo a través del resto de medios para acceder al servicio. Este cambio tiene sentido ahora, que ya hace tiempo que el servicio muestra las conversaciones agrupadas de una manera más cómoda (directamente en el timeline), de lo que habría sido antes.

Por su parte, la eliminación de la almohadilla (#) y, por lo tanto, del concepto mismo de hashtag, que hasta ahora permite agrupar las conversaciones por temas resulta, como mínimo, llamativa, especialmente teniendo en cuenta que uno de los principales rivales de Twitter, Facebook, los incorporó recientemente a su servicio. ¿Por qué eliminar un elemento tan característico y copiado por otros? ¿Quizá pensando en que se puedan agrupar conversaciones por cualquier término? ¿Esperando que el propio servicio sea capaz de identificar y clasificar los tweets según su contenido? Suena, como mínimo, raro, y más concretamente complicado, así que habrá que permanecer atentos a los cambios (si es que se producen), y a cómo pueden afectar a nuestra manera de usar Twitter.

 

Imagen: Sergio Carracedo

No comments yet.

Deja un comentario