" />
Fuego
ZOOM
GALERÍA
0 COMENTARIOS

Envía un mensaje alertando de que va a producirse un cortocircuito

Una batería que te avisa antes de incendiarse

A veces, hasta la tecnología más avanzada tiene fallos; y es que ya lo dicen los filósofos: la perfección no pertenece a este mundo. Por eso, a pesar de las grandes ventajas que ofrecen (hasta nuevo descubrimiento) las baterías de iones de litio, durante su proceso de fabricación pueden desprenderse partículas capaces de hacer que el dispositivo en el que se encuentran, ya sea un smartphone, una tablet, un ordenador o alguno de los dispositivos que lleva un avión (por citar algunos), se sobrecargue e incendie. Puede pasar una vez entre un millón, pero son cientos de millones de dispositivos los que se venden cada año, y ningún fabricante quiere la publicidad (aunque sea gratis) de uno de sus aparatos quemando al cliente. Para evitar esto justamente, un equipo de investigadores de la Universidad de Stanford ha desarrollado una batería de iones de litio “inteligente”, que dado que no se pueden evitar los fallos de fabricación, alerta de un posible sobrecalentamiento antes de que nadie se achicharre la oreja (u otra cosa).

Según sus creadores, el sistema es capaz de detectar los problemas que se producen durante el funcionamiento normal de una batería, excluyendo las baterías dañadas por un choque o algún otro tipo de accidente. La estructura de las baterías de litio consta de dos electrodos apretados como sardinas enlatadas; por un lado un ánodo de carbono y, por el otro, un cátodo de óxido de litio. En medio de ambos, un fino separador polimérico. Este separador es el que hace que ambos electrodos se mantengan separados. Si ese separador se daña, lpuede producirse un cortocircuito en la batería e incendiar la solución electrolítica inflamable que transporta los iones de litio de un lado para otro. ¿Qué pasa? Pues que a veces, durante el proceso de fabricación saltan minúsculas partículas de metal o polvo que pueden perforar el separador y… al poco habrá alguien gritando ¡fuego!

Lo que los investigadores de Stanford han creado es un nuevo separador inteligente, capaz de detectar un cortocircuito cuando la sobrecarga se está produciendo. Se trata de una nanocapa de cobre que actúa como un sensor, de manera que puede medir las diferencias de voltaje entre el ánodo y el separador. Las sobrecargas hacen que los iones de litio se atasquen, formando unas cadenas de metal litio llamadas dendritas. Estas dendritas son las que pueden penetrar en el separador y hacer contacto con el cátodo. El sensor de este nuevo separador detecta el crecimiento de las dendritas antes de que lleguen hasta él, momento en el que el voltaje baja a cero. Eso es lo que permite saber que las dendritas han crecido ya hasta la mitad de la batería. Ese es el momento en el que se dispara la alerta para quitar esa batería y reemplazarla por otra.

La alerta podría consistir en un mensaje al teléfono avisando de que el voltaje es cero y que la batería debe reemplazarse de inmediato. Eso proporciona un margen de tiempo suficiente para actuar, pero es importante no aplazarlo, porque una vez que empieza a salir humo, no hay mucho que hacer más que despedirse del dispositivo.

Fuente: Universidad de Stanford

Imagen: Wikimedia Commons. Autor: MarcusObal

No comments yet.

Deja un comentario