" />
ZOOM
GALERÍA
0 COMENTARIOS

Sale al subasta una cámara empleada por la tripulación del Apolo 15 en la superficie lunar

Una cámara de altos vueltos

Desde la primera vez en que un ser humano dejo de observar el suelo, levanto la vista y contemplo el cielo de manera consciente, su conocimiento primero, y su exploración más tarde, han sido uno de los aspectos que más interés suscitan dentro de la ciencia y la investigación. Y no sólo para la comunidad científica, sino para la población en general. Ya sea por lo fascinante que resulta pensar en la magnitud del cosmos, o por que casi todos, de pequeños, soñamos en algún momento con ser astronautas, el caso es que hay nombres y palabras asociadas a la carrera espacial como Neil Armstrong, Apollo, ISS, Luke Skywslker, NASA… que no dejan de suscitar reacciones emocionales en todos nosotros. Sin ir más lejos, el 100% de las personas que conozco y que tiene Apollo XIII en DVD y Blu-ray suelen volver a verla cada pocos meses.

No es de extrañar, por tanto, que cualquier objeto relacionado con la carrera espacial se convierta en un muy codiciado objetó de deseo. Y, como ocurre con casi todo en esta vida, cuanto más exclusivo, más deseado. Y a buen seguro que es el caso de la única cámara de fotos que ha estado en la Luna y ha vuelto a la tierra, y que será subastada el próximo mes de marzo por entré 150.00 y 200.000 euros, según estimaciones.

Al viajar a nuestro satélite natural, todas las tripulaciones de las misiones Apollo llevaron cámaras Hassleblad de 70mm, con las que tomaron algunas imágenes que han pasado a la historia, pues nos han permitido tanto ver (como nunca antes) la Luna, como observar nuestro planeta desde una nueva y sorprendente perspectiva. Sin embargo, aunque todas las imágenes volvieron con las tripulaciones de las naves, no ocurrió lo mismo con las cámaras, que fueron desechadas por los equipos de las misiones una vez terminado su trabajo, pero antes de volver a la tierra. ¿La razón de ello? Problemas de peso, principalmente. Sin embargo, la cámara empleada en la superficie lunar por Jim Irwim para tomar 299 imágenes, fue la única en tener billete de ida y vuelta, y regresar a la tierra con la tripulación del Apollo XV.
Y ser la única, de 14 que fueron enviadas al espacio, tiene un precio, que según se calcula oscilará entre los 150.000 y los 200.000 euros según Peter Coeln, propietario de The Austrian Auction House, la casa sé subastas que acogerá el próximo 21 de marzo, en Viena, la subasta de la cámara que, actualmente, pertenece a un coleccionista particular cuya identidad no ha trascendido.
Ante el tipo de duda más común en estos casos, el responsable de la subasta confirma al 100% que se trata de la única cámara que ha estado en la Luna y ha vuelto de ella,la unidad 38, que se puede ver en la propia documentación de la NASA sobre la actividad extra-vehicular llevada a cabo por la tripulación del Apollo XV sobre la superficie de la Luna. Quien pudiera repetir su viaje, ¿verdad? Y disfrutar de lo capturado en las casi 300 fotografías que tomó. No sé vosotros, pero yo NECESITO esa cámara.

No comments yet.

Deja un comentario